Saltar al contenido.
Anuncios

LG G4, probamos su batería en PimPamPhone

G4_Bateria_01

Desde que uso el LG G4 una de las preguntas que más he oído es: ¿Y qué tal la batería?. Personalmente, no había tenido la sensación de que tras las presentación y las primeras impresiones que había visto la batería fuese a ser un problema y, animado por la review que tenemos en mente, me pareció una buena idea probar diferentes configuraciones en él para ver qué tal se comportaba cada día. La batería resultaba algo que, como os comenté en las primeras impresiones del LG G4, consideraba que necesitaba de más días para poder probar en mi día a día; y, tras más de una semana trasteando con el móvil creo que es suficiente tiempo para tener una opinión formada al respecto.

El dato es que el LG G4 monta una batería de 3000 mAh, algo que resulta difícil de traducir en número de horas. Por lo que la prueba tenía la misión de enseñarnos cuantas horas de charla, ocio o pasatiempos nos iban a proporcionar esos miliamperios. Lo primero era lo primero, tenía que escoger unas configuraciones que fuesen lo más coherentes posible. Lo más sencillo fue intentar marcar tres perfiles claros y bien diferenciados: Ahorro, Equilibrado y Alto Consumo:

  • Ahorro:
    • Wi-Fi: Activado solo cuando estaba en un lugar con una red disponible conocida. En caso contrario desactivado.
    • Bluetooth: Desactivado.  Solo se activaría si lo requería específicamente.
    • Ubicación: Desactivado. Solo se activaría si lo requería específicamente.
    • Punto de acceso: Desactivado. Solo se activaría si lo requería específicamente.
    • Sincronización: Desactivado. Sincronización manual.
    • NFC: Desactivado. Solo se activaría si lo requería específicamente.
    • Brillo: 50% (Auto activado, regula el brillo de la pantalla acorde al % escogido)
    • Sonido: Estándar.
    • Smart-Settings (Configura acciones en función de localización: Activar Wi-Fi al llegar a casa): Ninguna.
  • Equilibrado:
    • Wi-Fi: Controlado por Smart-Settings. Solo activado si estaba en casa.
    • Bluetooth: Desactivado.  Solo se activaría si lo requería específicamente.
    • Ubicación: Solamente sensores del dispositivo (Sólo GPS).
    • Punto de acceso: Desactivado. Solo se activaría si lo requería específicamente.
    • Sincronización: Activado (Con dos cuentas de correo y un par de redes sociales).
    • NFC: Activado.
    • Brillo: 100% (Auto activado, regula el brillo de la pantalla acorde al % escogido)
    • Sonido: Estándar.
    • Smart-Settings: Wi-Fi.
  • Alto consumo:
    • Wi-Fi: Activado siempre.
    • Bluetooth: Activado siempre.
    • Ubicación: Alta precisión (GPS y redes).
    • Punto de acceso: Desactivado. Solo se activaría si lo requería específicamente.
    • Sincronización: Activado (Con dos cuentas de correo y un par de redes sociales).
    • NFC: Activado.
    • Brillo: 100% (Auto desactivado, brillo siempre al 100%)
    • Sonido: Estándar.
    • Smart-Settings: Wi-Fi.

Todas son funciones que cualquier persona puede usar en su día a día, no había necesidad de buscar nada más difícil y resulta práctico para dar una idea general de la batería dentro de un uso cotidiano. También tengo que puntualizar que, aunque realicé dos días completos con cada uno de ellos, garantizar el mismo uso durante cada día es imposible: todos tenemos de esos días en los que parece que nadie te llama o escribe y también aquellos en los que parecemos la reina del baile. Y, antes de seguir, os tengo que comentar que durante los tres últimos días de prueba en los tres modos activé el bluetooth ya que sincronicé la Xiaomi Mi Band con el terminal. Algo que, a priori, imaginaba que reduciría la duración de la batería. Otro aspecto que me inquietaba bastante era el de los Smart Settings ya que, al requerir comprobar nuestra localización eventualmente para activar/desactivar Wi-Fi y/o bluetooth, temía que generase mayor gasto que ahorro.

¿Y qué pasó durante esos días? Pues veréis, los días en los que he ido con el modo ahorro he notado que la duración de la batería la podría haber alargado durante dos días si durante la noche lo hubiese apagado. Tal vez, lo más negativo de todo, más allá del pequeño incordio que me suponía estar pendiente de si había activado el Wi-Fi o no, era el brillo de la pantalla. Muere un pulpo cada vez que una pantalla no muestra toda su calidad porque se ve tenue. Durante los dos días logré una duración de 15 a 17 horas quedando, al ponerlo a cargar, más de un 40% de batería restante.

El modo equilibrado es mi configuración habitual, dejar que la máquina decida por mi (un paso más cerca de Wall-E) y no tener que estar pendiente de nada más allá de usar el G4 como tal y, como es mi perfil habitual, me es baremo para compararlo como otros móviles que he usado. La verdad es que la sensación era de que podía cubrir un día largo aunque ya iba a requerir recargarlo cada noche bajo cualquier circunstancia, lo que supongo que es el día a día de la mayor parte del mundo. Durante estos días el uso fue de unas 16 a 17 horas quedándome entre un 15% y un 20% de carga.

Por último los días de alto consumo se le hacían muy largos al terminal, se nota que no está capacitado para aguantar un uso exigente de todas las funcionalidades. Si alguien se encuentra en este grupo requerirá ir con una batería extra o un cargador acompañando al terminal. La experiencia resultó bastante decepcionante, entre la imposibilidad de cargar y el brillo de la pantalla por la mañana… Durante el primer día, tras 10 horas de uso, el móvil se quedó sin batería; en la segunda prueba las cosas fueron mejor y pude hacer 13 horas de uso, en esta ocasión me vi obligado a conectar el móvil, de ahí el pequeño repunte.

Para ver un poco más claro todo os dejo esta tabla.

G4_Bateria_02

Llegados aquí creo que los resultados obtenidos han sido más que satisfactorios, tal vez, el hecho de que para mi uso el rendimiento de la batería es más que suficiente no considero que el LG G4 adolezca de una buena batería; aunque, si mi perfil fuese un poco más alto este punto caería en el lado contrario. Pero estoy seguro de que para la mayoría de los usuarios la duración que proporciona el LG G4 será suficiente para cumplir con un día de uso y, en caso contrario, siempre existe la opción de cargar con una batería adicional.

Me ha parecido muy curioso la repercusión de la Mi Band (mgdblas ya nos habló de ella en este artículo) sobre la duración de la batería: ha alargado las horas de uso posibles en prácticamente cualquier situación. Resulta muy interesante darse cuenta de que, en mi caso, gran parte de las veces que tengo que mirar el teléfono móvil es para ver una notificación en concreto y comprobar si es relevante o no. Con la pulsera y sus notificaciones por colores no me ha hecho falta desbloquear el terminal en tantas ocasiones, reduciendo mucho el consumo que produce la pantalla.

La otra característica que me generaba dudas, las Smart Settings, resultaron salir airosas durante su uso. Aunque no llevé el control durante los primeros días que me hice con el teléfono (fuera de estas pruebas), su consumo no ha resultado lo suficientemente notorio para acortar mucho la duración del smartphone. Algo de agradecer, ya que la magnífica pantalla gasta, como era previsible, la mayor parte de la carga en comparación a otros usos. Esperemos que en el futuro los fabricantes hagan el mismo esfuerzo que se ha hecho con las pantallas con las baterías; de hecho, el debate sobre la rentabilidad de las pantallas tan alta resolución ya llegó a PimPamPhone de la mano de mgdeblas.

¿Cuál es la conclusión? La batería cumple sobradamente con la mayoría de los escenarios. Estoy convencido de que la mayor parte de los usuarios encontrarán en el G4 un rendimiento de batería acorde a lo habitual en la gama alta. Así que si la duración de la batería del G4 te suponía un impedimento para hacerte con este terminal puedes estar tranquilo, su batería rinde mejor que la de un iPhone 6 (últimamente no llegaba con batería a casa) y, aunque se echa en falta un buen modo de ahorro de energía (el propuesto por LG solamente te permite limitar niveles de brillo, sonido, etc…) la alternativa a llevar una segunda batería puede resultar incluso más práctica.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: