Saltar al contenido.
Anuncios

Pantallas QuadHD Vs FullHD, más resolución no siempre es mejor

Captura-de-pantalla-2014-05-27-a-las-12.10.21

¿Es el ojo humano capaz de notar la diferencia? Desde luego el mío no. Quiero pensar que no tiene nada que ver con la miopía que me acompaña desde hace años. Las pantallas de los teléfonos móviles han sufrido una evolución constante, en la que prácticamente cada año vemos mejores paneles, con más contraste, más brillo, mejores ángulos de visión, menor consumo energético, mayor tamaño…Y por supuesto con más resolución. Mucha más resolución. Sin embargo hemos llegado a un punto en el que las pantallas siguen avanzando, pero el resto de componentes se han quedado un poco atrás. Por eso nace este debate: ¿merece la pena una pantalla QuadHD? ¿Reduce el rendimiento de mi teléfono comparado con una pantalla FullHD? Vamos a analizar los pros y los contras de cada una.

Cuando un fabricante nos enseña su nuevo teléfono tiende a exagerar un poquito los avances que incluye. Todos, como es lógico, intentan venderte su producto ensalzando las características frente a las de sus principales competidores. Hemos llegado a un punto en el que cada fabricante se diferencia por pequeños detalles, por lo menos a nivel técnico. Ya casi todos tienen 3GB de RAM, un procesador de no se cuantos núcleos, una memoria de 32GB, una cámara de 15 mil MP…Y una pantalla Super Amoled Turbo Quantum Dots IPS que nadie sabe que leches significa. No paran de ponerte imágenes que se ven claramente mejor que en otros teléfonos, o vídeos (dentro de los pocos que hay disponibles para esas resoluciones) para que abras la boca asombrado con esta nueva pantalla. El problema es que a veces perdemos el norte. La diferencia en el día a día es mínima, y la app de Facebook luce igual de bien en unas y en otras.

FULL-HD-AMOLED

¿MERECE LA PENA ESA LEVE DIFERENCIA?

– PROS:

Vamos a empezar por las partes buenas de tener una pantalla con resolución 2K o QuadHD. El ser humano tiene una tendencia innegable de querer lo mejor de lo mejor, y siempre lo mejor, aunque no sea lo más práctico. Por eso existen coches deportivos de lujo, que claramente son poco prácticos en el día a día, y que casi nunca están en su hábitat natural como son los circuitos. Sin embargo la gente los compra porque son más rápidos, más exclusivos y tremendamente resultones, renunciando a poder llevar cómodamente a tus suegros a comer, por ejemplo. Lo mismo nos pasa con los smartphones, queremos calidad aunque no sirva para nada. Mejor una pantalla QuadHD antes que una FullHD. Personalmente yo soy igual, prefiero que tenga la tecnología más avanzada. Además, una pantalla de esta resolución te permite ver los iconos más definidos, tendrás mejor experiencia visual con cualquier texto, por lo que si eres de los que lees muchas noticias en el móvil agradecerás esta pequeña diferencia. Calidad, exclusividad y definición.

fullhd-2k-find7a-find7-1-w782

lg-g3-tnn1

– CONTRAS:

Como he dicho al principio, la tecnología de las pantallas avanza muy deprisa, incluso ya se está hablando de que el próximo Samsung Galaxy Note 5 podría montar un panel de resolución 4K. Sin embargo, el resto de componentes no avanzan a esa velocidad. Lo vemos día tras día en la duración de la batería, en la estabilidad del sistema e incluso en el rendimiento general del teléfono. El mejor ejemplo lo tenemos en el pionero de la tecnología QuadHD. LG sorprendió al mundo con el primer panel QuadHD en un smartphone. El LG G3 presumía de su brillante panel de 5.5 pulgadas y resolución 2K. Sin embargo, resultó que los procesadores aún no estaban preparados para mover tal resolución, tanta cantidad de píxeles mermó el rendimiento general del teléfono, y afectó claramente a la duración de la batería. Al final, muchos usuarios hubieran preferido una pantalla con menos resolución y un rendimiento perfecto. Eso por no hablar de que incluir una pantalla de esta calidad es mucho más caro que las pantallas FullHD. Rendimiento, batería y precio. Puntos clave sin ninguna duda.

Note_4_SuperAMOLED

Por lo tanto, si viviéramos en un mundo ideal (no tararees la canción de Aladdín que te veo), nos gustaría tener una pantalla QuadHD que no afectara al rendimiento de nuestro teléfono, que su consumo de batería fuera menor que el de las pantallas FullHD, y que por supuesto no aumentara el precio final del producto. Por desgracia, vivimos en un mundo que dista mucho de ser ideal, y todavía la tecnología no ha avanzado lo suficiente como para encontrar el equilibrio entre avance tecnológico y pragmatismo. Los detalles marcan la diferencia, para bien y para mal. Por eso, más no siempre significa mejor.

Y tú, ¿qué opinas de las pantallas QuadHD? ¿Estás dispuesto a sacrificar algo de rendimiento para tener mayor resolución?

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: