Saltar al contenido.
Anuncios

Primeras impresiones de LG G4, un lobo con piel de “vegetal”

lg_g4_main

Lunes, día de la semana que más desazón suele generar. Nos recuerda que tenemos que volver a nuestra rutina: trabajo, estudios o los quehaceres diarios se van asomando conforme el fin de semana se consume para dar lugar al lunes. Pero, afortunadamente estamos en todo y para hacer el día de hoy más ameno os traigo las primeras impresiones sobre el LG G4. Tras 24 horas de uso es evidente que no os puedo dar una opinión profunda y bien sopesada sobre los puntos a favor y en contra del buque insignia de LG, pero sí han sido suficientes para ver, a grandes rasgos, la apuesta de los coreanos. Así que tómate un pequeño descanso y déjate llevar ¡LG G4 está aquí y PimPamPhone está para contarlo!

Mucho se ha hablado sobre este smartphone ya que LG ha sabido posicionarse en un mercado en el que parecía que no tenían nada que hacer: ¿quién les iba a decir a los coreanos que serían elegidos con su LG G3 mejor smartphone del año 2014? Su labor, escuchando a los consumidores y trabajando en puntos que consideraban clave para el usuario han hecho del fabricante un digno rival para Samsung y compañía.

Como os comentaba en la noticia de su presentación, LG G4 me generaba sentimientos encontrados: no encontraba motivos para considerar que el sucesor del LG G3 fuese a revolucionar el mercado, pero conforme ha ido pasando el tiempo lo considero una alternativa muy a tener en cuenta para cualquier persona que quiera un terminal de gama alta, los motivos que nos dio LG eran rotundos: una pantalla de gran calidad, un diseño que no deja a nadie indiferente y una cámara espectacular. Pero como suele suceder en estos casos es mejor esperar a tenerlo entre tus manos y juzgar a dejarte llevar por la expectación creada, afortunadamente hoy os puedo contar de primera mano las impresiones que el terminal de LG me ha dejado tras usarlo durante un día.

A pesar de que yo (y todo el mundo) ya había visto imágenes del dispositivo el diseño resulta bastante acertado (mejor en vivo que en imágenes y, más aún, en su versión de cuero vegetal), aunque tras el lanzamiento del primer LG Flex no consideraba que la curva de su pantalla estuviese justificada (a día de hoy aún cuestiono sus beneficios, ya sea LG o sea Samsung) es cierto que el resultado final favorece su ergonomía. Al contrario de lo que sucede en el S6 Edge, donde la curvatura no repercute en la parte trasera del terminal, en el modelo que hoy nos atañe la curva hace que haya mayor superficie de contacto con la palma de la mano. Esto, junto al tramado de rombos de la carcasa trasera (efectivamente, se trata del modelo con la carcasa trasera de plástico), nos dan un agarre francamente cómodo a una mano. Tal vez, lo más negativo de su diseño haya sido el canto: el efecto que generan bordes tan estrechos es algo que no me agrada, exactamente lo mismo que sucede con el Samsung Galaxy S6 Edge. A esto hay que sumar que debido a este diseño la ligera curva que aparece en los límites de la pantalla en modelos como el iPhone 6 o 6 Plus, Galaxy Note 4 o la última generación de los Galaxy S6 sea inexistente, algo demasiado notorio cuando te acostumbras a los gestos que van desde/hasta el borde de la pantalla.

La calidad de la pantalla es indiscutible: la resolución QHD ha venido para quedarse, una decisión controvertida que se tomó un año atrás ha servido de pistoletazo de salida para que los fabricantes compitan por generar pantallas con más y más pixels: sin ir más lejos, hace un par de días mgdeblas nos adelantaba los planes que tiene Samsung para la pantalla de su futuro Galaxy Note 5. Como es habitual en LG se ha hecho un gran esfuerzo a la hora de optimizar la superficie frontal para encajar una pantalla de grandes dimensiones (5’5″ en este caso) y hace de este dispositivo una propuesta muy apetecible para los que quieren disfrutar de una gran pantalla sin tener que ir cargando con un “ladrillo”.

La cámara es de otro mundo, siempre he considerado que las gamas altas de los Nokia Lumia (DEP) estaban un escalón por encima del resto pero en esta generación, tanto Samsung como LG, han sabido superarse y presentar alternativas que, aún lejos de las cámaras réflex, cumplirán muy holgadamente con las pretensiones de la mayoría de los consumidores. Además, como todos sabréis, LG nos trae este año un nuevo Modo Manual de lo más interesante, tal es la situación que Samsung ya prepara una respuesta. No me olvido de los iPhone y sus cámaras “todoterreno”, que siempre logran grandes resultados pese a montar sensores de menos resolución que sus competidores. La lucha por lograr las mejores instantáneas este año va a ser muy reñida.

En cuanto a la interfaz pese a haber usado con anterioridad el LG G2 y el LG G3 no termino de ver una evolución en el diseño de la misma: sí, claro que se percibe un cambio respecto a las generaciones anteriores, pero éste viene más marcado por Android 5.1 que por un esfuerzo real de LG. Se trata de un aspecto que les tocará mejorar si quieren mantenerse en la cima del éxito. Esto no quiere decir que no hayan habido novedades en la capa de personalización, dónde se han intentando integrar nuevas funcionalidades: ahora podemos echar un vistazo a la hora y las notificaciones pendientes sin necesidad de desbloquear el dispositivo deslizando un dedo desde el marco superior de la pantalla hacia abajo; también contamos con un nuevo Smart Bulletin (veremos cómo de inteligente puede llegar a ser) o una rediseñada galería. Me gustaría hacer una mención especial a Smart Settings, opción mediante la cual podemos configurar el perfil de sonido, la conectividad wifi y/o bluetooth en función de si estamos en casa o no. Tal vez es algo que ya podíamos hacer con anterioridad con otras apps pero se agradece que los fabricantes vayan integrando buenas ideas de forma nativa en sus dispositivos.

Hasta aquí las primeras impresiones sobre el LG G4, un terminal que viene a confirmar el buen sabor de boca que dejo su predecesor y que, pese a sus grandes ausencias, cuenta con argumentos de sobra para plantar cara a cualquier terminal del mercado. Quedan pendientes muchos aspectos por analizar pero estos serán tratados a su debido tiempo ya que requieren un mayor uso para ser contrastados. Eso sí, os dejo una pequeña galería de unas fotografías que he hecho hoy con el modo automático, espero que os gusten y que sirvan como tentempié hasta el análisis en profundidad.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: